Como bien sabemos, no es novedad que las marcas chinas en muchos sectores incluyendo el automotriz son famosas por el plagio irrespetuoso y desvergonzado a productos estrella. Esta ocasión no es una excepción. 

La empresa asiática ORA perteneciente al grupo chino automotriz Great Wall recientemente lanzó el nuevo “vocho eléctrico”, que es básicamente una copia de uno de los automóviles más amados a lo largo de la historia, el vocho de Volkswagen. ORA simplemente se dedicó a hacer una adaptación de este modelo para una propulsión eléctrica y un diseño de cuatro puertas. 

En cuanto a la postura que ha tomado Volkswagen sobre el tema, según una entrevista realizada por Carscoops la compañía mencionó que aún no se han tomado acciones legales pero, que se están analizando las alternativas y acciones que podrían tomar en cuanto a su modelo de utilidad y los derechos que posiblemente pudieran haber sido violados respecto a la propiedad intelectual.