El derecho de autor protege el patrimonio que por la explotación de sus obras un autor puede tener.

Así es, una de los tantos beneficios y derechos irrenunciables que posee un autor sobre su obra, es el de percibir un pago por la divulgación y uso de sus creaciones, dentro de los llamados derechos patrimoniales.

Pero así como existen condiciones para que las ganancias generadas sean cobradas, existen limitaciones que dictaminan que por ciertas causas la explotación de alguna obra no sea redituable al autor.

autores

Por mencionar una de las limitaciones, me referiré a la que encontramos en el artículo 148 en su fracción VIII de la Ley Federal del Derecho de Autor, que dice:

Artículo 148.- Las obras literarias y artísticas ya divulgadas podrán utilizarse, siempre que no se afecte la explotación normal de la obra, sin autorización del titular del derecho patrimonial y sin remuneración, citando invariablemente la fuente y sin alterar la obra, sólo en los siguientes casos:

VIII. Publicación de obra artística y literaria sin fines de lucro para personas con discapacidad.

Es decir, que para la explotación de una obra cuando vaya dirigida a personas con discapacidad, no será necesario contar con la autorización del autor, y no generará remuneración para el autor.

shutterstock_105151586

Sin embargo, el promovente de un amparo solicitó se declara inconstitucional este artículo, haciendo alusión a que es una medida restrictiva que va más allá de los estándares internacionales, lo que según su escrito afecta innecesaria e injustificadamente el derecho de propiedad.

Es por ello que la Segunda Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, dio respuesta a esta petición, la cual resultó en una negación.

libro-constitucion-politica-de-los-estados-unidos-mexicanos-de-bolsillo

Los argumentos que se utilizaron para llegar a esta determinación son los que encontramos en el Articulo primero de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, el cual hace hincapié en la inclusión de todos los seres humanos a la vida social en todos sus ámbitos.

Además de lo que establece el artículo 4 del mismo ordenamiento. que dice que toda persona debe tener acceso a la cultura, derecho al ejercicio de sus derechos culturales, llegando a la conclusión:

“Estado mexicano tiene el deber de procurar la inclusión de las personas con discapacidad en los distintos ámbitos de la vida social y, por tanto, ha de disponer de los medios para que todos los individuos, independientemente de los obstáculos y condiciones limitativas que les afecten, vean cubiertas sus necesidades en condiciones de igualdad”

El propósito es eliminar las barreras que dificultan e imposibilitan la creación de condiciones que permitan el acceso de personas con distintas capacidades a la cultura, en sí a obras artísticas y literarias.

Es importante señalar que este uso no deberá alterar de ninguna manera la explotación habitual que la obra pueda tener, además de que será sobre obras previamente divulgadas, y sin violación a los derechos morales que el autor posee.

Así es como la Ley por sí misma no es inconstitucional ni viola derechos humanos a la propiedad ni los derechos de autor.