Ronaldinho llegó al Fluminense y con él, cientos de fanáticos y periodistas que buscan entre una foto, autógrafos y por supuesto alguna declaración del astro brasileño.

Sin embargo, el club carioca decidió realizar el primer entrenamiento de Dinho a puertas cerradas, lo que despertó la molestia de Neville Proa, ejecutivo de Vitton 44, sponsor del club, según relata el sitio Maquina Do Esporte.

“Estoy en el deporte para levantar el conocimiento de mi marca” dijo el directivo. Vitton 44 se unió al Flu en 2014 y planea extenderlo en 2016, a pesar de esto.

El debut de Ronaldinho será ante Gremio en el Maracaná y allí Vitton 44 sí espera lograr que su marca se posicione junto a una de las más grandes estrellas del fútbol mundial.