UNA TIERNA SELECCIÓN DE FOTOS DE MASCOTAS Y DUEÑOS LUEGO DEL PASO DE LOS AÑOS.


Porque una promesa, es un lazo que jamás debe romperse.

A menudo me pregunto, ¿qué pasaría si la humanidad tuviera tanto compromiso con los de su especie como lo tiene con sus amadas mascotas?, creo que la respuesta es obvia, no habría tantos hogares rotos, no habrían tantas personas con el corazón destrozado, ni hijos sin padres o peor aún, extrañando al que se fue.

Creo que estas fotografías te harán reflexionar  tanto como a mi al mirarlas, porque lo primero que se me ha venido a la cabeza es… ¡Dios! mira esa tortuguita del tremendo tamaño que está ahora 17 años después y aunque alcanzó semejantes dimensiones, su dueño sigue ahí, amándola, alimentándola, pero sobre todo, cumpliendo una promesa que hizo desde el primer día que la tuvo en sus manos, porque parece ser que todo comienza desde entonces, desde que tenemos a esos seres indefensos en algunos casos ya sea porque adquirimos la responsabilidad por nosotros mismos o bien nuestros padres o seres queridos nos los dieron para aprender precisamente eso…

Una promesa es un lazo que jamás debe romperse, porque pese a que la responsabilidad que tenemos a cuestas sea en exceso dura de llevar o sea fácil, nuestros compañeros siempre están ahí para nosotros para cuando los necesitamos y queremos que alguien nos regale incondicionalmente su tiempo y amor profundo que nunca va a reprochar de vuelta, porque la relación humana entre un niño y un animal doméstico es un vínculo que debe durar para toda la vida, ya que de no ser así, posiblemente lo marque, así como mantenerlo por siempre, lo haga ser distinto a todos los demás seres humanos que en un punto de su existencia, solo abandonan las cosas porque sí, así que este post, es un ejercicio profundo de reflexión, de una yuxtaposición visual del amor que existe entre amigos verdaderos y que podría existir en tu vida social con personas, si tan solo pensaras dos veces antes de abandonar a la gente que te rodea con tanta facilidad.

Síganme en twitter @azenetfolch