La justicia Argentina decidió devolver a Matías Morla, representante legal del fallecido ex futbolista los derechos sobre el uso comercial de las marcas que refieren a este último, después de la causa iniciada por sus hijas para que se le prohibiera actuar frente a estas marcas registradas ante el Instituto Nacional de la Propiedad Industrial (INPI) bajo la titularidad de la sociedad Sattvica, de la cual Morla es dueño.

El pasado mes de mayo se extendió la prohibición a todas las solicitudes de marcas relacionadas con Maradona, incluidas todas sus variantes, especialmente las pendientes ante el INPI, y se determinó que se aplicaría sin importar si se encontraban en Argentina o no. 

Estas medidas fueron ordenadas en el marco de un proceso público luego de que las hijas del jugador, Gianinna y Dalma Maradona, presentaran cargos y acusaran a Morla de fraude. 

Según la resolución acordada por Effie, luego del recurso de apelación, la Sala 4 de la Sala Penal y Correccional Nacional de la Ciudad de Buenos Aires revocó las medidas preventivas este viernes. 

Morla, mediante su cuenta de Instagram agradeció a su abogado por su trabajo.