La relación entre el defensa Dario Verón y su ex representante José María González, va de mal en peor. El futbolista lo demandó ya que consideró que no es su firma la que aparece en documentos de 2009. Hoy el promotor dice que se trata de evasión fiscal.

José María González, ex representante de Verón, habla sobre la contra-demanda que tiene ante el futbolista por una falta de pagos, de los cuáles el defensor intentó librarse demandándolo en Paraguay en su momento, negando que hubiera firmado distintos documentos, aparentemente con el objetivo de evadir impuestos en México. Así lo dijo en una entrevista al diario Récord.

regular_gonzalez.jpg

Aseguró que Darío Verón firmó duplicados algunos documentos para no pagar impuestos en la Ciudad de México.

“Con Darío está todo un poco complicado. Lo demandé por una cuenta impaga que me resultó ya favorable en todas las instancias, pero él recurrió en Paraguay al fuero penal. Alega en esa demanda que desconocía de la firma de aproximadamente 19 documentos, en los cuales están las firmas del presidente de Pumas (entonces Víctor Mahbub), el director financiero, asesor jurídico, la mía y la de él”, dijo José María González.

La denuncia penal a la que se refiere José María González, fue presentada en Paraguay, por el defensa, argumentando que las firmas no son suyas. Por ello José María ya prepara su contestación.

1758_dario-veron_300x168

Los documentos a los que se refiere el representante de futbolistas tiene que ver con los derechos de imagen del ex capitán de Pumas, mismo que presenta una distinta sede en la que se realizó el contrato.

“Todos los documentos tienen la misma fecha y fueron firmados en el mismo lugar (cantera de Pumas). Dentro de las declaraciones de Verón y la gente de Pumas, cuando se puso la demanda ante FIFA, dijeron que lo habían hecho así por cuestiones impositivas; imaginamos que es para pagar menos impuestos.

“Cada documento era distinto, pero todos del 5 de febrero de 2009, fue del primer contrato que se hizo con mi representación, pero el documento en particular habla de más de un millón de dólares, de la venta de imagen”