Correr cien metros en menos de diez segundos requiere un trabajo especial del cuerpo con reacciones químicas extra-ordinarias.

Correr pone todo el cuerpo en movimiento. La velocidad es una capacidad híbrida: depende de la fuerza, la resistencia y la flexibilidad. Para nuestros músculos, el correr es un trabajo duro, pues se activa el 70% de ellos y son capaces de mucho más.

Mientras corremos, los músculos liberan alrededor de 400 sustancias químicas diferentes que recorren todo el cuerpo. Éstas ayudan a reducir el nivel de grasa, contribuyen al desarrollo muscular y aumentan el rendimiento corporal.

juegosolimpicosrio2016.com_atletismo_-Bolt-01            El atleta fenómeno Usain Bolt es considerado el hombre más rápido del planeta, pues ha ganado la medalla de oro en 3 Juegos Olímpicos consecutivos.

Una de las claves para correr reside en la ATP (adenosina de trifosfato), la ATP básicamente es la ‘moneda’ energética el organismo. Esta parece ser una de las claves. La  ATP es uno de los compuestos de alta energía más importantes, puesto que proporciona directamente energía a las reacciones que la requieren en todas las células del organismo.

La ATP se produce en las células al utilizar los nutrientes que provienen de las plantas y animales, representa el almacén de energía del cuerpo.

El sistema de ATP-PC se activa principalmente durante eventos atléticos de muy corta duración (30 segundos lo máximo) y de alta intensidad. Algunos ejemplos de estos tipos de competencias que utilizan como fuente primaria de energía el sistema de ATP-PC son,  diversos eventos de atletismo(carreras de velocidad, los lanzamientos y saltos), levantamiento de pesas olímpicas, eventos de velocidad en natación, las competencias gimnásticas, entre otros.

Esto implica que deportistas bajo esta categoría deberán concentrar gran parte de su entrenamiento en desarrollar este sistema energético.

usain

Podemos ver que cuando Bolt corre lo hace con los dedos estirados, esto le permite mover los brazos con mayor facilidad y su movimiento de hombros será mejor que cuando aprieta los puños. Sus pies apenas tocan el suelo, es como si prácticamente volara por el aire.

Es muy importante la posición de las manos, el movimiento de la cadera, el entrenamiento, la manera de entrenar, la tecnología utilizada en las pistas, en la ropa y en el calzado.

Donald_Lippincott_1912
En 1912 la International Association of Athletics Federations registró la primer marca mundial de los 100 metros planos y pertenece a Don Lippincott, un estadounidense que logró llegar a la meta en 10.6 segundos (6 de julio 1912, Estocolmo).

Durante décadas, expertos aseguraron que este récord mundial y la barrera de los 10 segundos era inquebrantable, hasta el año 2009, cuando Usain implementó la marca de 9.58 en los 100 metros planos.

Hoy podemos ser testigos de la velocidad que el cuerpo humano puede alcanzar, y aunque no está determinada por completo, podemos comprender que puede ser menor a la marca del jamaicano, aunque no sabemos cuántos años debemos esperar para ser testigos de ello.

Hoy Usain es el rayo de la pista.