Las obras artísticas y literarias sujetas a derechos de autor, no deben ser reproducidas sin consentimiento de su titular.

Esta época ha hecho más sencillo identificar violaciones a derechos de autor, la colaboración de los medios digitales es esencial, así hemos sido testigos de demandas que se inician bajo este concepto; sin embargo la palabra PLAGIO no es señalada en legislaciones literalmente. Por ello aquí te lo explicamos.

copiar

En esencia esto es lo que las leyes protectoras de autores y creadores intenta evitar: la copia de obras. Para que la reproducción de una Obra sea legal, deberá contar con autorización del autor y  llevar consigo una remuneración económica en su favor.

En estricto sentido la palabra plagio significa:

Copiar en lo sustancial obras ajenas, dándolas como propias, atendiendo al diccionario de la Real Academia de la Lengua Española.

Por esta razón no es utilizada dentro de las leyes para referirnos a una violación de derechos de autor como tal, pues el concepto no captura ni hace referencia a lo que verdaderamente es una violación, lo que realmente constituye una violación, es la reproducción de una obra sin autorización de quién pueda otorgarla.

plagio

En resumen plagio sirve únicamente para referirse a la copia no autorizada de una obra, y aunque no se encuentra tipificada, sí existen figuras jurídicas que la contemplan o hacen referencia a las copias como violación a derechos de autor.