Álvaro Brachi, jugador español de 30 años, se postuló en LinkedIn y fue contratado por el NK Domzale, de Eslovenia.

Algunos días atrás, el entrenador del club, Luka Eisner, publicó un aviso en la red social solicitando “un lateral derecho con pasaporte comunitario, preferentemente de perfil ofensivo, para jugar en un sistema 3-4-3″.

Brachi fue uno de los más de 150 futbolistas que se postuló para conseguir una prueba en la institución y, luego de la evaluación de Eisner, el jugador español firmó su vínculo con el NK Domzale. 

Para el excanterano del Espanyol, no será la primera vez que milite en algún club extranjero, pues ya lo hizo en el Anorthosis Famagusta de Chipre y en el Videoton de Hungría. Lo que nunca le había pasado antes es encontrar equipo a través de una red social.