Los dueños del Manchester City, a través de su empresa City Football Group, estarían alistando la compra de un club en China para sumar así al país asiático a su baraja de equipos integrado por los propios Citizens, el New York City en la MLS, el Melbourne City en Australia y el Yokohama Marinos de Japón.

Bin Zayed Al Nahyan, uno de los principales inversores del Grupo, buscaría adquirir un club de la Superliga china para ampliar la expansión de su marca en un mercado emergente en lo que a futbol refiere y en cuanto a uno de los mercados más atractivos a nivel mundial.