Desde que compró el Paris Saint-Germain en 2011, Tanim bin Hamad Al-Thani, actual emir de Qatar, invirtió 533 millones de euros en jugadores que le permitieran lograr su mayor objetivo: la UEFA Champions League. El empresario y jeque qatarí logró bajo su gestión 3 Ligue 1, 1 Coppe de France, 3 Supercopas de Francia y 2 Copas de la Liga.

Con el reciente fichaje de Ángel Di María en 63 millones de euros, son muchos los jugadores de primer nivel que pasaron a vestir la camiseta del club parisino, aunque sin el éxito final de levantar la Orejona.

Según el diario español Mundo Deportivo, Al-Thani y su fondo de inversión Qatar Investment Authority inyectaron 200 millones de euros en 2011 con fines de patrocinio. Luego, llegaron los jugadores: Javier Pastore, Thiago Motta, Ezequiel Lavezzi, Zlatan Ibrahimovic, Gregory Van de Wiel, Edinson Cavani y David Luiz, entre otros, fueron las figuras adquiridas por Al-Thani y sus petroeuros.