Tras las peticiones que solicitaban a Adidas una posición mucho menos ambigua respecto al escándalo que afecta a FIFA, la propia marca ha informado que continuará dando todo su apoyo a la organización al menos durante los próximos dos años.

Hace tan sólo unos días se informaba sobre las presiones que desde dentro de la propia compañía, sus inversores, realizaban al CEO de la firma, Herbert Hainer, para que adoptara una posición tajante acerca del escándalo de corrupción que afecta a FIFA llegando incluso a solicitar la rescisión del apoyo que actualmente concede a la organización.

Recordar que Adidas lleva unida a FIFA desde el Mundial de México 1970 y recientemente renovó su alianza hasta la conclusión del Mundial del año 2030, por lo que su influencia en la propia FIFA es considera fundamental y clave para el futuro de la entidad ahora investigada.