El Jefe de Liverpool Brendan Rodgers ya tiene que lidiar con los problemas contractuales que rodean Raheem Sterling y Jordan Henderson al final de esta temporada. Pero la situación de Skrtel es también una prioridad.

El jugador de 30 años de edad, está entrando en el último año de su contrato de Anfield y Wolsburg quieren aprovechar invitándolo a platicar sobre una transferencia libre cuando el torneo termine. Son segundos en la Bundesliga y han sellado la Liga de Campeones de fútbol para el próximo año.

Skrtel ha estado en Liverpool durante siete años y tuvo conversaciones sobre renovación de contrato a principios de año, pero las discusiones están en suspenso por ahora. Napoli también están mostrando interés en el centro de la defensa.

A medida que reveló la semana pasada, el Liverpool está mirando a Ashley Williams como un posible reemplazo. West Ham también podría tratar de firmar a Glen Johnson si no logran mantener el préstamo de Carl Jenkinson. Sumando así más posibles bajas al equipo de Anfield