Hablando de derechos de autor, les recomendamos esta película la cual plantea el supuesto ¿Y si yo soy el autor pero un tercero reproduce mi obra en su nombre lucrando con ella?

Esta película aborda un tema bastante peculiar en materia de derechos de autor, ademas de que se las recomendamos bastante dado que es de Tim Burton, en lo personal uno de mis directores favoritos. La cinta tiene sustento en una historia real, en la vida de Margaret Keane, una retratista estadounidense famosa por sus obras en óleo que reproducián a niños y animales con una caracteristica en especial en sus rostros, Los ojos enormes.

A mediados de los 90 se llevó la trama de esta historia la cual tiempo después se convirtió en objeto del cineasta para relatar el caso con su peculiar estilo, en pantalla grande.

Esta película nos llamó la atención por relacionarse con nuestra materia ¿De que modo? bueno, La artista Margaret se casó con Walter Keane en 1955, durante su primer año de matrimonio Margaret se perfeccionó como artista gracias a ello en 1959 lanza su primer cuadro como pintora profesional.

Walter al ver el potencial de su esposa comienza de manera dolosa a comercializar sus obras, y estas comenzaron a venderse cual pan caliente por todos lados. Durante muchos años las obras que se vendía de Margaret no reconocían su autoría dado que su esposo firmaba sus obras como propias. Robando de ese modo su crédito y logrando posicionarse como uno de los artistas más importantes de ese momento.

Les recomendamos bastante esta película de dicho autor con la cual vemos el reflejo de como una mentira se puede convertir en arte, en un robo de identidad, de obra de vida y llegar hasta las últimas consecuencias para no perderla.