En la ida de los Octavos de Final de la Champions League, Atlético de Madrid intentará aprovechar la mala racha del Bayer Leverkusen que suma tres juegos en fila sin victoria; Raúl Jiménez, convocado.

El mexicano Raúl Jiménez y el Atlético de Madrid retomarán la Champions League contra elBayer Leverkusen, al que visitarán en el Bay Arena con la presión de ser los favoritos para acceder a Cuartos de Final. Tras más de dos meses centrado en la Liga y la Copa del Rey, el equipo rojiblanco vuelve a la competición europea rearmado con un 3-0 al Almería, el pasado sábado, pero con las dificultades que plantea cualquier duelo a domicilio en la Champions. Es un torneo que no admite errores, menos aún superada ya la Fase de Grupos, y que exige la versión más potente del Atlético, el actual subcampeón de la competición y el favorito en su eliminatoria contra los alemanes.

Su prioridad en los pronósticos por momento, fiabilidad, juego y plantilla, además de por ser el campeón y el actual tercer clasificado de la Liga española, es una presión nueva para el Atlético y que no sintió antes en ninguno de sus cruces de la temporada pasada contra Milan, Barcelona y Chelsea. Sin Koke Resurrección, baja por tercer encuentro consecutivo por una rotura fibrilar sufrida hace dos semanas y media, y con la duda del turco Arda Turan, incluido dentro de la convocatoria de 22 jugadores, los números y las sensaciones avalan al Atlético rumbo a Alemania. No sólo porque no ha recibido ningún gol en sus últimos cinco encuentros de la Liga de Campeones, sino también por el actual momento de su pareja de ataque Mandzukic-Griezmann, con catorce goles en la docena de duelos de 2015, con especial protagonismo para el desbordante jugador galo, que ha firmado seis tantos en los últimos seis choques oficiales.

Hu_150224_Deportes_FUTBOL_ESPANA_Atletico_Raul_Jimenez_debe_ser_paciente_OK

En frente estará un Bayer Leverkusen en horas bajas, después de que, en la segunda vuelta de la Bundesliga, su futbol agresivo no ha dado los resultados ansiados, lo que ha llevado a que el equipo esté por debajo de las posiciones de competiciones europeas. Los resultados recientes se deben en gran medida a los defectos y virtudes del Leverkusen, que tiene una gran potencia ofensiva, pero a veces muestra debilidades atrás, y que en ocasiones por la intensidad que ponen en los partidos acaban con cualquier orden táctico. El Leverkusen es consciente de que no es favorito ante el Atlético pero, pese al bajón actual, ve posibilidades claras de superar la eliminatoria. “Es un gran equipo pero cada uno de nosotros está motivado para ganarle”, dijo el delantero coreano Heung-Min Son.