Las marcas están cada vez dominando mas el entretenimiento, incluida la música y el fútbol. En el caso del fútbol las marcas cada vez influyen mas en la conformación, compra a y venta de jugadores a un equipo cuidando sus estrategias de mercado.

Un ejemplo es la gran marca multinacional ”Nike”, que en el año 2008 junto al Manchester United desarrollo un personal branding para Cristiano Ronaldo que todos conocemos como CR7.

Nike al conocer el antecedente de los productos CR7 creada en 2006 por el futbolista, operada y comercializada  por sus hermanas, decidió iniciar una relación comercial con Cristiano, para potencialidad dicha marca y llevarla a un mercado masivo.

1404824_10151974692817164_1236733174_o

Una idea no muy descabellada, una idea que ya se había desarrollado por Nike a grandes deportistas como es el caso de Michael Jordan en el basketball,  Bo Jackson en el fútbol americano y André Agassi en el tennis.

Productos que generan mucha venta,  el fan agradece y los vuelve objetos de colección, posicionandolos rápidamente en el mercado.

El fútbol necesitaba algo así,  Nike ya había desarrollado  la perfección desde los años ochentas y estaba apuntando a una gran figura como Ronaldo. Ahora era el momento, por ello Nike elaboró una propuesta a Cristiano Ronaldo de 29 millones de euros anuales con la intención que Cristiano se quedara en el Manchester, equipo patrocinado por Nike.

Dichos esfuerzos fueron prácticamente nulos ya que sus deseos eran jugar por jugar en el Real Madrid, un equipo vestido por el  principal competidor de Nike.

A pesar de ello, la relación de Cristiano con Nike ha sido bastante jugosa y con un desarrollo de producto impecable, pero el granito negro en el arroz era que el Madrid no juega con la marca de la palomita.

Nike hace un año, lo volvió a intentar cuando Cristiano Ronaldo “se sentía triste en el Real Madrid, y se unió con  Aon y Chevrolet, con el fin de lograr  aportar una importante cifra económica al Manchester United, para que este a su vez se la presentará a Ronaldo y de esa forma regresarlo a Londres vistiendo un uniforme Nike .

Lo anterior no surtió frutos ya que Florentino Perez asomó de nuevo la pluma y el contrato jugoso con varios ceros, haciendo de nuevo al astro portugués a quedarse en el equipo blanco.

Cristiano-Ronaldo-Switch-To-White-Reflective-Mercurial-Vapor-Boot-Nike

La estrategia por una parte es buena, ya que el Madrid cuenta con un contrato vigente con Adidas hasta el 2020, por lo que es prácticamente imposible que el equipo merengue sea Nike.

Ejemplos de estos hay muchos, y en el mundial lo pudimos observar, muchos jugadores son patrocinados por una marca y visten de otra. Esto por que su selección tiene contrato firmado con una marca distinta.

Así es la campaña de Arriesga todo de Nike que se ve a muchos de sus estrellas sin el uniforme de su selección, ya que suele ser de otra marca competidora, es el caso de Iniesta, que no sale a cuadro ni como caricatura con el uniforme de España, sino con la camiseta del Barcelona que si es Nike.



Por lo que se refiere a nuestro país quien empezó con buenas estrategias de marketing fue Jorge Campos, que con su propia marca llego a lograr que Nike lo hiciera parte de sus patrocinados.

_70542340_campos3

Cada vez más veremos a las marcas generando estrategias para que sus figuras estén completamente brandeados de su propia marca y no compartiendo con las demás. Esto no será tan sencillo ya que debe coincidir que la maca del equipo y selección sea la misma, pero seguramente algunas propuestas de millones de euros  lo puedan resolver.

Y sino preguntenle a Messi y a su marca patrocinadora que intentó que fichara por un club que estuviera patrocinado por su marca, dispuesta a pagar 125 millones de euros, la mitad de la cláusula de rescisión del contrato con el Barcelona.