Sabado, Abril 26 2014

Un juez federal dictó que ante la falta de pruebas que demuestren la violación directa de derechos de autor por quiénes observaron el guión de Tarantino publicado sin su autorización, la demanda presentada por Quentin  no es procedente y por lo tanto la demanda contra la revista Gawker  por proporcionar el link donde estaba alojado el guión tampoco procede. 

En enero, Quentin Tarantino descubrió que una copia de su guión inédito de la futura película "The Hateful Eight" había sido puesto a disposición al público sin su permiso.El guión se alojó en el servidor AnonFiles.com, a partir de ahí apareció en Scribd.com, visible a millones de visitantes. 

quentin-heteful-eight

La revista Gawker dio la noticia en su página web de que el guión se había filtrado y además publicó un artículo en el que proporcionaba los links a AnonFiles y Scribd. Gawker se negó a borrar su artículo con los links a diferencia de los servidores que borraron el contenido. 

Tarantino se mostró molesto por el actuar de la revista y demandó legalmente a Gawker por haber alentado la violación a los derechos de autor, fomentando la “piratería masiva”. Sin embargo, la sentencia del juez en Estados Unidos ha declarado que para considerar a la revista como culpable por infracción a derechos de autor, es necesario probar lo siguiente:

Gawker-logo

Demostrar que los visitantes del sitio web Gawker que ingresaron a la publicación de la revista, mostrando los links para el guión de Tarantino, dieron click a los enlaces de AnonFiles o Scribd y se presento por lo tanto violación a los derechos de autor. 

El juez dijo que no es procedente la demanda de Tarantimo por infracción a derechos de autor contra Gawker,  ya que la actividad que realiza no configura una violación en materia. También mencionó que según las pruebas presentadas, no es posible demostrar que Gawker esté relacionada con la violación de derechos de autor consistente en publicar el guión inédito de Tarantino sin su consentimiento. La Corte llega a la conclusión de que los argumentos de uso justo, aunque persuasiva y potencialmente determinante, son prematuros y la Corte se abstiene de considerar los argumentos hasta que el demandante demuestre que es capaz de formular una reclamación viable de colaboración en violación de derechos de autor”

 dont be a ..

By  @carlito_amagi