Una maravillosa forma de utilizar la tecnología para crear arte.

Jon Jacobsen, realiza autorretratos animados en los cuales las imágenes se arremolinan en sí, con colores extraordinarios a lo que Jacobsen explica, “Cuando era niño soñaba con ser astronauta, ahora puedo crear un universo para mí mismo”, dice Jacobsen en su declaración. “La vida diaria se encuentra entre el mundo real y la fantasía.”

Las técnicas digitales que el fotógrafo utiliza, crean una intersección entre lo real y lo imaginativo.

Lo que Jacobsen quiere expresar con su arte, es un grito caótico que se sale de control en sí mismo y expresa una experiencia emocional difícil, tanto, como cuando el ver o escuchar algo, es abrumador, tal como nos sentimos en un momento de desesperación que en ocasiones es insuperable.

El fotógrafo atrapa imágenes como explosiones celestes, contorsiones de caras, y  criaturas voladoras al azar, a estos momentos de desvariación,  Jacobsen les llama “cinemagraphs.”

Jacobsen está consolidado como un artista autodidacta desde hace ya 15 años, él es de Quintero, Chile y ha destacado por sus sesiones de moda fotográficas surrealistas que ya han estado a la altura para aparecer en revistas de moda como Vogue Italia para Dazed and Confused y en galerías como Saatchi Art.

Jabobsen es uno de los orgullosos artistas que han logrado llevar el GIF a las bellas artes.

Te dejo con algunos de los trabajos de Jabobsen.

Síganme en twitter @azenetfolch