Atender emergencias en vuelo no es nada fácil para las tripulaciones a cargo y por eso, es preciso implementar dispositivos que ayuden a reducir los riesgos con efectividad, dando soluciones rápidas.

Las tripulaciones de los vuelos comerciales o no, están totalmente capacitados para brindar auxilio a las personas que requieran ayuda en un momento de crisis. Es bien sabido que todos los días  6 millones de personas viajan en aviones a nivel mundial y con estas cifras, la taza de posibilidades de tener una emergencia en el aire crece. Es un hecho que los asistentes en vuelo (sobrecargos y pilotos) están capacitados y certificados para atender cualquier tipo de emergencia médica y están listos para administrar primeros auxilios a los pasajeros, antes de que los expertos tomen el asunto en sus manos y hagan su trabajo.

El e+ emergency patch, es un dispositivo que sirve para proporcionar auxilio por parte de las tripulaciones de los vuelos, a las personas que lo requieran en un momento determinado de emergencia como lo es un escenario de ataque al corazón.

e+ emergency patch, es un dispositivo compacto diseñado para diagnosticar las condiciones de la persona en crisis. El parche combina ECG, oximetría y la banda de RR en un diseño pequeño y de fácil manipulación para ser transportado y almacenado en un kit de primeros auxilios promedio de aeroplano comercial que consta de 2 partes diferentes. La OXIMETRÍA que va conectada con el dedo índice, y el parche que se adhiere al pecho.

Pero primero veamos de qué estoy hablando. La oximetría de pulso usa un aparato llamado oxímetro de pulso que sirve para medir los niveles de oxígeno en la sangre. La mayoría de los oxímetros producen una lectura llamada fotopletismógrafo, que registra los niveles de oxígeno en la sangre de los pacientes, el volumen sanguíneo y el ritmo cardíaco. El oxímetro de pulso generalmente está sujeto al dedo o lóbulo de la oreja del paciente en una parte translúcida del cuerpo. El valor del oxígeno sanguíneo se da como un porcentaje. Los niveles normales son de 95 a 100 por ciento.

Ahora bien, hablemos del parche. Este va pegado al pecho, pero en respuesta a la higiene, cuenta con un conjunto modular donde el parche base es desechable después de un solo uso, mientras que su módulo, el cual alberga el mayor conjunto de componentes electrónicos y proporciona las lecturas del ritmo cardiaco, se puede volver a utilizar.

En conjunto el dispositivo se me ha hecho una gran idea para brindar una respuesta rápida que en ocasiones es imposible porque los dispositivos como los conocíamos, parecen estar volviéndose obsoletos.

Te dejo con algunas imágenes.

Síganme en twitter @azenetfolch