Los amantes de los cosplays esperamos con ansia los días que podemos disfrazarnos y qué mejor día que Halloween.

Han pasado solo unos cuantos días de estas fechas maravillosas de magia y pasión desbordada por portar nuestros amados cosplays. En México existe la gran ventaja de haber adoptado el día de Halloween, además de tener para nosotros dos días más para usar lo que nosotros queramos, ya sea un cosplay en 31 de octubre o bien vestir de trajes tradicionales de Día de Muertos los dos días siguientes, el 1 y 2 de noviembre. En fin, como sea que suceda y que te guste vestir, siempre queremos preservar una bella imagen de recuerdo que constate lo maravillosamente bien que nos vimos y la pasamos.

El fotógrafo Klaus Pitchler ha hecho un excelente trabajo, creando una serie de hermosas fotografías que mezclan lo mágico del mundo del cosplay, con lo cotidiano del mundo que les rodea a estos fans del disfraz, la espera, preparativos y los aspectos que hacen de este evento un punto especial en la vida de cada uno de las personas que apreciamos este tipo de actividades.

Pitchler se adentró en la vida de cada uno de los personajes que hizo parte de su serie Just the Two of Us, visitándolos en su hogar, para fotografiarlos en su medio vistiendo los elaborados cosplays, los cuales llevaron detrás incansables días previos de preparativos con mucha imaginación para ello.

EL artista declara: “¿Quién no ha tenido el deseo de simplemente ser otra persona por un tiempo? Disfrazarse es una forma de crear un alter ego y una segunda piel que la conducta de uno se pueda ajustar a. Independientemente de los factores de motivación que hacen que alguien adquiera un traje, el principio fundamental es el mismo: las medidas civiles detrás de la máscara y se convierte en otra persona. ‘Just the Two of Us’ aborda tanto, los trajes y la gente detrás de ellos.

La yuxtaposición de la vida familiar común y las identidades desconocidas de cada individuo, es lo que hace de esta serie una maravilla, porque seguro estamos de acuerdo con el artista de que muchas veces de nuestra vida, nos enfrentamos a tanto que por un solo instante nos encantaría ser alguien más y qué mejor que hacer de nosotros un hermoso personaje, el cual refleja algo que tal vez nos gustaría ser.