La reventa de música digital es declarada violatoria de derechos de autor por un juez Federal de Nueva York, aun cuando se haya pagado por ella.

ReDigi es una plataforma en Internet que permite a los usuarios subir música que ha adquirido por medios legales a través de servicios digitales, una o varias canciones con la posibilidad de re-venderlas con la condición de borrar de la computadora del vendedor el archivo de la música.

Fue Capitol Records filial de Universal quien demando a ReDigi pues dice que viola sus derechos de autor sobre las obras musicales. La firma musical posee los derechos sobre canciones tan famosas como Yellow Submarine de los Beatles.

ReDigi operaba bajo un principio famoso en los Estados Unidos “doctrina de primera venta” que consiste en que si una persona adquiere una obra, puede venderla cuando quiera.

El juez Richard Sullivan fallo a favor de Capitol Records, argumentando que la doctrina de primera venta no es aplicable para libros, películas o álbum, citando para mayor exactitud:

“Esta corte no puede condonar por sí sola la aplicación de la doctrina de la primera venta en la esfera digital”


Ya es momento de dejar de pelear y empezar a compartir, el modelo es otro.