No más lágrimas con Orgel Toothbrush, el cepillo que anima a los pequeñitos a lavarse los dientes.

La mayoría de los pequeños en casa, no quieren cepillarse los dientes, no les gusta, pica la pasta, en fin, una larga lista de razones por las que ¡realmente sufren al cepillarse los dientes!, pero, ¿qué pasaría si se les proporciona un cepillo que sea interactivo, los eduque y anime a cepillarse con regularidad como debe ser?

Jeong Shin Yoon, ha diseñado Orgel Toothbrush, para dejar de lado el ser agresivos con los pequeños a causa de la desesperación por no poder cepillar adecuadamente sus dientes, ya que las situaciones de estrés en los pequeñines, provocan repulsión a la manipulación y por ende cuando crecen, el trauma generado les hace actuar renuentes a ciertas acciones como lavarse los dientes y ¿a quién no?.

Para poner fin a este círculo vicioso, Orgel Toothbrush, está indicado para niños que tienen la repulsión a cepillarse los dientes. Este concepto de cepillo de dientes se presenta en una forma de integración entre Orgel Toothbrush y un cepillo común, y se diferencia de la anterior cepillo de dientes, por el hecho de que va a animar a los niños que odian cepillarse, para comenzar a tomar interés en el cepillado. Un muy buen acierto por parte del diseñador Jeong Shin Yoon, al crear un apego de los niños hacia el cepillo para hacer con la ayuda de este un hábito diario y para siempre.

Te dejo algunas imágenes para que tengas una idea clara de cómo funciona el cepillo.