El premio Guinness a la casa más iluminada se ha otorgado al el abogado australiano David Richards, quien le ha arrebatado el anterior premio otorgado al pasado ganador, Clark Griswold.

Es una locura lo que David Richards ha ocupado en hacer su sueño realidad. Con más de 29 kilómetros de cable, más de 500,000 luces y más de 70.000 visitantes, esta navidad Richards la festejará en grande.

Esta es la segunda vez que Richards intenta ganar su lugar en el libro de Guinness, “Tenia una especie de una razón para hacerlo de nuevo”, Richards dijo al periódico del Reino Unido del Metro” , “Me tomé una semana de descanso en las vacaciones escolares de octubre”, dijo Richards al periódico Metro “, y luego toda su familia y él han trabajado cada fin de semana desde entonces.

Hay otros costos, también. Richards estima que su factura de la luz va a ser un extra de £ 1,400 que eso es más de $ 2,200 en dólares estadounidenses, un mes después de que las luces se encienden oficialmente para la temporada navideña. No hay que preocuparse, sin embargo, porque las noticias de la hazaña de la familia Richards se ha extendido, y la empresa de energía ActewAGL cubre el costo de la iluminación. Como parte de, sí, su programa de energía verde.

Entonces, ¿cómo los vecinos cercanos y lejanos se sienten acerca de la incursión de Richards en la historia eléctrica? Hay algunos fans, claro, son varios miles de personas, hasta el momento y han acudido a la casa de Richards para ver. Y Richards utiliza el espectáculo para recaudar dinero para la caridad.