Red Bull, la bebida energética estrella conocida en todo el planeta, logró con un arduo trabajo durante nueve años, cambiar la visión del deporte, gracias a su increíble equipo de marketing que aporta ideas geniales que lograron llevar a Red Bull hasta la cumbre. 

Hace ya nueve años que la marca Red Bull compró un equipo de Fórmula Uno. Es un hecho que un excelente clan en marketing, logró acortar la brecha del escarpado camino al éxito que entonces convirtió la marca en el hobby para su propietario, el multimillonario Dietrich Mateschitz. Para el día de hoy, Infiniti Red Bull Racing en la Fórmula Uno es de los favoritos en todo el mundo.

Es un hecho que en la actualidad, en casi todos los equipos de deporte extremo, se encuentra presente el logotipo de la marca Red Bull. Ahora bien, la marca de bebida energética se está extendiendo a los deportes tradicionales como equipos de fútbol de todo el mundo, tal es el ejemplo del New York Red Bulls. El patrocinio de los atletas no se ha quedado atrás puesto que, se encuentra dando empuje a los profesionales del deporte como en el baloncesto, el béisbol, el tenis y el atletismo.

Red Bull inició como marca desde el año de 1987 y ha llegado a posicionarse como una de las mejores marcas y las más reconocidas en el mundo del deporte pero… ¿Cómo ha logrado esto?

Red Bull tuvo su inicio en Austria, la comercialización de la marca y el target al que está dirigida hoy día es en torno al deporte. Comenzaron con una camisa de patrocinio por un año para un equipo de fútbol de Austria y entraron por primera vez a los deportes de motor, apoyando al conductor Gerhard Berger en 1989. La compañía lanzó por primera vez en Estados Unidos su producto en 1997 y su participación en los deportes de acción particularmente motocross, skate, surf y BMX.

Red Bull sin duda se ha posicionado como la bebida energética más popular en el mundo de las ventas, con más de 5 mil millones de latas vendidas, sólo en 2012 y sigue creciendo.

En la actualidad, Red Bull se vuelca a hacer una especie de incubadora de atletas, rastreando a los más jóvenes y claro poseedores de un gran talento para así apoyarlos en su camino al título mundial.

En uno de los más recientes datos, el domingo pasado, Marc Márquez a los 20 años de edad se convirtió en el más joven campeón del mundo de MotoGP. Otro ejemplo es la Hawaiana Carissa Moore, que cuenta con  21 años y es dos veces Campeona del Mundo de Surf. Uno más, Sebastian Vettel tiene 26 años, ha ganado los cuatro campeonatos seguidos de Formula One Drivers Championships. Al igual que los atletas, a Red Bull le encanta romper récords y participar en la increíble batalla de las marcas para demostrarse a sí mismo que es siempre el número uno.

Hablemos del Extreme Content Marketing de Red Bull.

El establecimiento de la marca en el deporte ha sido la clave del éxito de Red Bull. Hubo un claro nicho que podían ver en los deportes de acción que fuese de la mano con su lema: “Red Bull te da alas”. El verdadero secreto de su dominación es que a Red Bull jamás se le terminará el trabajo, ya que el mercado al que se dirigió desde un principio, es una fuente inagotable de recursos renovables por llamarlo de alguna manera.

El contenido de Red Bull es siempre fresco, nuevo y excitante. Una serie de videos que habla de sus atletas lo avala, así como temporadas de competición o nuevos récords como lo fue el salto “Stratos”. Liberando imágenes, videos y contenido de muy alta calidad a través de sus múltiples cuentas de redes sociales, Red Bull se afianza cada día más en el mercado del deporte y lo que ha demostrado sin reservas a otras marcas que aún no se climatizan a las profecías de la era digital, es que invertir en el contenido de extrema calidad lo es “todo”, ya que Red Bull se ha empeñado no sólo en crear valor para los consumidores y atletas de alto rango, sino una experiencia que haga erizar la piel a quien es fan de la marca, un ejemplo claro,  “yo no bebo Red Bull, pero soy fan de la marca y me eriza la piel” te puedes preguntar ¿cómo es esto? es claro,  consumo los productos alternativos como lo son playeras, gorras, eventos etc.

Los eventos favoritos apoyados por Red Bull se han convertido en una plataforma única en el planeta,  Red Bull X-Fighters global freestyle motocross tour, Red Bull Roll the Dice snowboarding event y World Wingsuit League, son ejemplos de los productos que Red Bull ofrece para los consumidores de todas las edades creando hulla en la gente muy joven que no consume la bebida por obvias razones y afianzando al máximo su fortaleza en la mente de gente adulta que como yo, que ha desarrollado amor por la marca.

Travis Pastrana es uno de los primeros atletas impulsados por la marca y ha dicho que Red Bull pide atletas cada año empujando como pueden a estos para ayudar a alcanzar sus visiones para el progreso de su deporte. Esto ha llevado a acrobacias que atraen la atención del mundo como el suyo la víspera de Año Nuevo de 2009 que ganó el récord mundial de 269 metros de salto en coche de rally.

Para concluir, “El mundo de Red Bull” como ellos lo llaman, es desde mi visión, una forma de vida dentro y fuera del deporte, es una marca que se ha colado en todos los ámbitos de nuestra existencia con un trabajo increíble, haciendo camino donde no lo había, con la perspectiva de mucha gente que ha trabajado detrás y al frente de la marca pero, todo inicia desde la base, desde una mesa con ideas fenomenales, desde las mentes de los hacedores de sueños como yo les llamo y esos hacedores de sueños, son todas las personas que han estado creando, recopilando y fusionando ideas para hacer “marketing” como nunca antes lo hemos visto, como solo el equipo de “Red Bull marketing” lo puede hacer.