En el condado de Okaloosa, en la Base Eglin de la Fuerza Aérea, nacen las tomas maravillosas del fotógrafo y artista Stephen Wilkes a un F-35 Lightning II, como pocas.

El  F-35 Lightning II, también conocido como el Joint Strike Fighter (JSF). El avión de combate, que ha sido construido con fines militares, sirvió como modelo perfecto para representar la belleza que se puede encontrar incluso en los dispositivos más destructivos.

EL artista ha logrado hacer tomas que requirieron una perfecta planeación de logística para obtener una grúa con las que se le hicieron las hermosas obras periféricas y superiores, en la zona de hangares.

Aunque el equipo de Stephen Wilkes tuvo acceso restringido por causas de seguridad a la aeronave, las fotografías que han hecho, son increíblemente hermosas, hasta lograr develar la fabulosa belleza que se encuentra detrás de un asesino del aire como lo es el JSF.

Wilkes dice,  “Tomó una gran cantidad de planificación logística para obtener una carretilla elevadora en un área como esa. Y hay problemas de seguridad tremendos por lo que había aspectos de la aeronave que no pudimos fotografiar debido a la tecnología utilizada en ella y en el momento en que estás por encima de un avión de $ 200 millones,  realmente no quieres dejar ni un detalle de lado.”