El día 22 de julio, la duquesa de Cambridge Kate, dio a luz a un varón, al tercer heredero en la sucesión a la corona británica.

El bebe nació a las 16:24 hora de Londres y pesó 3.9 kilos.

El pueblo británico desde muy temprana hora estaba a la expectativa de la noticia, en cuyo evento estuvo presente el príncipe William.

El príncipe Carlos dijo en un comunicado que tanto su esposa Camila como él, estaban muy contentos por la llegada de su primer nieto: “Es un momento especial para William y Catherine y estamos muy emocionados por el nacimiento de su bebé”.





“Ser abuelo es un momento único en la vida de cualquier persona, como me han dicho muchas personas en los meses recientes, por lo que estoy enormemente feliz de ser abuelo por primera vez y estamos deseando ver al bebé en el futuro cercano”, se lee en el texto, que fue publicado a través de la cuenta @ClarenceHouse en la red social Twitter.

El anuncio oficial fue expuesto en un caballete de madera ubicado en el patio delantero del Palacio de Buckingham.

Tanto la duquesa como el bebe pasaron la noche en el hospital y se sigue a la expectativa del nombre del nuevo heredero.

Frente al palacio de Buckingham también se han acercado los londinenses a festejar la llegada del nuevo heredero a la corona británica.