En la actualidad cuando mencionas el deporte de basketball, automáticamente haces referencia a la leyenda mas grande de todos los tiempo, “Michael Jordan”. Mucha gente lo quiere comparar con estrellas del momento como “Koby Bryant” o “Lebron James” pero es muy cierto que tienen el estilo que impuso su majestad.


Muchos podrán pensar que Jordan tuvo una vida de lucro y estrellato, pero algunos  no saben que su niñez fue tan normal como la de cualquier otro niño lleno de sueños e ilusiones. Comenzando a jugar con su hermano “Larry” en el patio de su casa y perdiendo casi todos los partidos contra el, Michael le pedía a su madre a diario que el quería ser mas alto y su madre le contestaba que le pusiera sal a sus zapatos y rezará, con su padre hacia lo mismo y el le decía que lo alto lo tenia en el corazón que llegaría tan alto el quisiera.

Esto alentaba al joven Michael que ingreso a virgo junior Highschool en 1978. Sus inicios de deportista fue originalmente de QB del equipo de football americano de “pop Warner” pero una intuición dentro de el y el interés por el basketball, lo llevo a las pruebas que se realizaron en noviembre de ese año donde mas de 50 estudiantes querían probar suerte para ser parte del equipo de “varsity” y otro para “junior varsity” donde por desgracia se quedo en el equipo de “junior”, esto desmotivo a Michael porque el sabia que en ese equipo no tenia ningún futuro.

Desbastado solo encontró el consuelo con sus padres, que le dijeron que nada en esta vida es fácil y todo merece un esfuerzo. Al termino de la temporada de basquetbol, Michael se acerco al entrenador y le dijo que si podía ser parte del equipo.

El entrenador le dijo que solo podía ser parte si era el que cargaba los uniformes del equipo, a lo que Michael contesto que si eso tenia que hacer lo hacia. Tras ser humillado por el entrenador Michael no se dio por vencido y las cosas empezaron a brillar para el que llegara a ser un fuera de serie, ya que al termino de ese verano Jordan creció del 1.77cm a 1.90cm y recibió una beca completa de la universidad de North Carolina porque el coach veía algo mas en Michael y ahí fue donde empezó toda su trayectoria que todo mundo conoce.

“Una historia de reto y frustraciones para el que ahora es reconocido mundialmente, mostrando que si quieres algo hazlo porque puedes lograrlo”